Lista la producción de Ghee!

Por si no lo conoces, el ghee es un tipo de mantequilla clarificada que se utiliza en la India y es muy conocida en el ayurveda (medicina india) por sus múltiples beneficios, algunos de ellos:

  • 1. Favorece la digestión
  • 2. Tiene un efecto ligeramente laxante
  • 3. Protege la salud cardiovascular
  • 4. Es antioxidante y preventivo del cáncer
  • 5. Aliado contra diabetes y problemas de sobrepeso
  • 6. Ayuda en el proceso de desinflamación

En este caso, para casi un litro de Ghee, necesité 4 panes de mantequilla sin sal y mucha paciencia! Sii… eso es todo!

Lo dejas en una olla o sartén fondo a fuego lento, idealmente sobre una tostadora de pan. Se va a derretir la mantequilla y verán que asoma a superficie una espuma y baja hacia el fondo una especie de arenilla negra. Hay que sacar poco a poco, lentamente, toda la espuma o grasa de la superficie, con cuidado de no mover mucho el líquido porque también queremos que la “arenilla” negra de al fondo, se mantenga al fondo.

Luego de mucha paciencia, dejará de salir la “espuma” blanca a la superficie y solo quedará lo negro de al fondo. Ahí es cuando envasamos (tener un frasco de vidrio esterilizado) con mucha delicadeza para que lo negro se mantenga al fondo y no caiga a nuestro frasquito. Y vualá! Obtenemos el Ghee que no es mas ni menos que mantequilla clarificada!

Tras este tratamiento, la mantequilla puede conservarse por más tiempo y se convierte en un alimento mucho más digestivo, con grasas saturadas y gran cantidad de propiedades medicinales, especialmente para aquellos con problemas digestivos e intolerantes a la lactosa.

Los invito a atreverse a hacerlo y probar sus beneficios!

Leave a Reply

Your email address will not be published.